26 de diciembre de 2009

firmas, firmas, firmas


(Publicado en el diario La Opinión)
Nos acercamos al final del año y es un buen momento de hacer balance de lo ocurrido en nuestras calles durante los últimos meses. Si les parece podemos recordar algunas de las que a mí, personalmente, más me han chocado: Hace unos meses la oposición socialista presentaba su celebérrima recogida de firmas en las que reclamaba que el ayuntamiento nos bajase el IBI a los sufridos vecinos en esta época de penurias y dificultades económicas. Si no recuerdo mal fueron unas cinco mil firmas que no son moco de pavo. No creo que muchas iniciativas susciten tanto interés como esta. Como quiera que el gobierno municipal ha tenido a bien bajarnos la contribución, cabe plantearse si la intervención del PSOE local ha sido decisiva en esta decisión o si simplemente se ha tratado de un producto del azar o de una conjunción interplanetaria de esas que le gustan a la siempre inefable Leyre Pajín. La labor de astrología socialista era una desconocida en esos lares, pero no habría que desdeñarla: quién sabe si su poder no podrá alcanzar cotas mayores y conseguir, por ejemplo, que el propio Obama y Zapatero unan sus fuerzas y contraten a los Lunnis para acabar con el cambio climático.
Así que puestos a pedir firmas, que se animen e instalen nuevas mesas petitorias en nuestras calles, que falta nos hace en algunos casos. ¿Quién no ha comprobado con una mueca de desagrado que lo que pagaba de un recibo de la luz en dos meses el año pasado lo paga ahora en una única mensualidad? A eso, hasta donde llegan mis sufridos conocimientos matemáticos, se le llama una subida del 100%, y lo demás son tonterías. Díganme dónde hay que firmar para que esa salvaje subida se revierta que yo quiero hacerlo, porque en mi caso son cerca de cuatrocientos euros más al año. Tenga en cuenta añadirle la parte correspondiente si usted usa calefacción y agua caliente con energía eléctrica. Y ya puestos a pedir rebajas de impuestos, que instalen otra en la recién bautizada Avenida al Vedat para solicitar que no se aplique el aumento del I.V.A. , que le va a costar a usted en el próximo año entre mil y mil quinientos euros más, de modo que, sin beberlo ni comerlo, usted puede pagar dos mil euros más al año sólo gracias a la luz y al IVA. E incluso, ¿por qué no firmar para que se prohíba por ley la subida del euríbor?, ¿Qué tal obligar al Estado a que toque, de una vez por todas, el gordo de la Lotería en Torrent? (¿alguien aún recuerda cuándo cayó?), ¿por qué no establecer por ley que Torrent tenga un equipo de fútbol en primera división?.
No hay que despreciar el poder que tienen unas buenas firmas. Si han conseguido que usted se ahorre unas decenas de euros al año con el IBI, ¿por qué no conseguirán que se ahorre unos miles o que se cumplan los sueños de una gran parte de nuestros vecinos? Firme, firme, firme, que es muy poco lo que le cuesta y mucho lo que se ahorra. Eso, sí, esta vez que tengan cuidado y comprueben la identidad de todos los que lo hacen, no sea que se les vuelva a colar algún gazapo.
Y eso, sí: Feliz Navidad y próspero año nuevo

No hay comentarios: