6 de enero de 2008

Día de Reyes

Aún recuerdo con bochorno y estupor el día de Reyes del año pasado. Padres e hijos corriendo y empujándose en la plaza Obispo Benlloch para recoger alguno de los regalos con los que el Ayuntamiento de Torrent tuvo a bien obsequiar a los que se pusieran en fila-aunque fueran varias las veces que lo hicieran a tenor de lo cargados que volvían a sus casas-. Incluso llegaron familias de otros pueblos que fueron convocados por móvil (supongo que no sería Rubalcaba). En un momento dado, pude contemplar una escena en la que unos padres casi llegan a las manos y si no lo hiceron no fue por la buena voluntad navideña, sino porque ya las tenían llenas de coches. Las caras de sus retoños no eran precisamente el colmo de la dicha navideña, más bien aprendieron una gran lección que les servirá en el futuro: si para conseguir algo tienes que dar un puñetazo, no dudes en darlo.
Ayer en cambio el panorama era bastante distinto. Se recuperó la cabalgata en la que los reyes pasean por todo el pueblo saludando a los niños y recogiendo sus cartas. En esta ocasión fueron algunas asociaciones ciudadanas, las falleras, la UMT y algunas empresas las que participaron. Yo fui a verla, a pesar de que este año no me había portado muy bien, a ver si Gaspar aún me daba una nueva oportunidad de canjear el carbón que me tenía preparado. Debo decir que disfruté viéndola, pero yo soy muy "monárquico" para estas cosas (siempre he desdeñado a Papá Noel). Si bien es cierto que no fue nada del otro mundo: La policía local montaba en sus motos a los niños, los coches de Protección Civil y Bomberos hacían sonar sus sirenas y algunas carrozas anticipaban la comitiva real. A mí me gustaría ver entrar a Sus Majestades montados a lomos de camellos con un gran boato similar al de las entradas de moros y cristianos, pero comprendo que el tema no está para echar cohetes. Aunque esto, visto lo visto y leído lo leído, se ve que va por barrios. Si el Ayuntamiento anunció que se iba a ajustar el cinturón, lo lógico es que lo haga. Nos parecerá mejor o peor, pero es coherente. ¿Se imaginan si ayer se llegan a estirar un poco más? Los voceros que hay a tal efecto habrían puesto el grito en el cielo: "¿No decían que no había dinero?".
Cuando volvía a casa pude escuchar los lamentos de una madre que se quejaba amargamente de que este año no dieran juguetes a los más pequeños. Y, ¿por qué habrían de darlos? me preguntaba yo. ¿Acaso esa familia no podía optar a escribir la carta a los Reyes?. En ese caso existen cientos de iniciativas en Torrent para llegar hasta esas casas en las que los magos no pueden acercarse: Cáritas recoge juguetes y dinero para poder escribirles la carta a cientos de niños de nuestra población. O la Cruz Roja. Y así podríamos seguir escribiendo una larga lista de asociaciones que comparten los reyes con los más necesitados. ¿Merezco yo o mis hijos un regalo del Ayuntamiento? Sencillamente, no. A eso, en otro tiempo, se le llamaba la sopa boba. Y no creo que el dinero de nuestros impuestos esté para pagarle el caldo a nadie. Así que mi más sincera enhorabuena para quien organizó la cabalgata. Y si no, siempre podemos echarle la culpa a la Generalitat, a Zapatero o al trasvase del Miño.
Feliz año Nuevo.

6 comentarios:

José Antonio dijo...

Estimado Arturo.

Te leo desde que iniciaste tu andadura en esta aventura de los blogs, por tu forma de escribir y pese a que no tengo el gusto de conocerte, percibo que eres una persona moderada y sensata a la hora de hacer tus comentarios y valoraciones.
Permíteme que te diga con afecto, que lo de ayer me pareció lamentable, que no pasa absolutamente nada por reconocer las cosas, incluso sería hasta recomendable hacerlo aunque tan solo fuese como un ejemplo de “tacto” y respeto para todos aquellos que ayer se pudieran sentir contrariados por lo ocurrido.
Un abrazo afectuoso.

Anónimo dijo...

Hola Artro,

Para bochornoso ver como un padre con un niño en hombros, en la Plaza Obispo Benlloch, cuando se acerco el rey Melchor a saludar a los niños, el "padrazo" en cuestión le empujó al tiempo que le decia (textualmente) "vete de aqui, gordo sinvergüenza ladron"

Impresionante, no?

Seria bueno que si el rey leyera esto lo confirmase y nos contara su experiencia, no crees?

Un saludo.

Delincuente Fallero dijo...

Querido Arturo:

Al igual que tú no comparto en absoluto la anterior forma de celebrar el día de Reyes en nuestro querido Torrent, siempre lo vi excesivo, desmesurado y agobiante. Es más creo que solo asistí a tal evento el primer año que se hizo, y decidí no asistir más, en aquel entonces mi hija era muy pequeña y pasé un miedo espantoso que me indignó. Desde entonces ni me acercaba para evitar esas imagenes que tu has relatado ya que no queria que mi hija entendiese que esa era la ilusión de los Reyes Magos.
El sábado asumia, conocedor de la situación economica de nuestro ayuntamiento, que seria una cabalgata, una sencilla cabalgata de las que me gusta asistir como espectador. Y asistia como se suele asistir a un acto como este, junto a mi hija que tiene 6 años, mi mujer, mis cuñados y mis sobrinas de 4 y 2 años.
Para mi lo importante eran las niñas, ver sus caras ilusionadas durante el todo el día era mi mejor regalo.
Quizás elegimos mal lugar para presenciar la Cabalgata al inicio de la Avenida, en la puerta de la OP de la CRT, pero por los comentarios que me han llegado la imagen fue similar a lo largo de todo el recorrido, y hoy lunes está siendo comentario en todas las tertulias, en todos los cafes.
Yo vi una cabalgata sin orden, con unos cortes excesivos entre los diferentes participantes, sin un guión logico (al menos yo no lo entendí), sin cuidar la imagen de los elementos que participaban en el transporte de los participantes, y que no sea una crítica para aquellas asociaciones que decidieron participar y colaborar con su pueblo, que ya he escuchado algún balón fuera, como queriendo culpar a estos.
Mi hija y su prima, no disfrutaron, más bien todo lo contrario, escuchar a tu hija "Jo, papá me aburro" en la cabalgata de Reyes te garantizo que me entristeció.
Menos mal que los niños por suerte tienen una capacidad extraordinaria de ilusionarse y la llegada de los Reyes, hizo que les cambiase la cara a mi hija y sus primitas.
Para nada valoro si tiraban mas o menos regalos, mas o menos caramelos, ya que para mi eso no tiene la mayor importancia, pero si se cometieron muchos errores, por suerte facilmente corregibles, que imagino que los organizadores tomaran buena nota de los mismos.
Y no pasa nada en reconocerlos, la autocrítica es un sano ejercicio, que nos ayuda a mejorar. De lo contrario si solo escuchamos o solo queremos escuchar lo bien que lo hacemos y lo magnificos que somos, podemos cometer el error de nunca mejorar.
Para mi un acierto potenciar la cabalgata de Reyes, y eliminar la anterior entrega de juguetes, pero eso sí, realizando una Cabalta como se merece Torrent y no por ello significa que se deba de gastar más dinero.

Delincuente Fallero dijo...

Se me olvidó matizar una cosilla en mi comentario anterior.
Quizás además de la mala costumbre de ir a "recoger" el día de Reyes, se le ha sumado la excesiva expectativa creada con la recuperación de la cabalgata, en la que no se transmitía precisamente la "austeridad".

nimue dijo...

Hablo desde la ignorancia porque no conozco la cabalgata de Reyes Magos de mi pueblo y no puedo comparar la de un año y la del otro. Solo decir que soy partidaria de la sencillez en general, que creo que se pueden hacer cosas muy elegantes sin necesidad de gastar demasiado dinero, que mira que no soy la más indicada para hablar sobre la navidad pero los niños van por delante aunque no sean míos. Y sinceramente creo que conseguir que un niño tenga ilusión es fácil y es necesario. Los difíciles somos los mayores, muchas veces.

Y si hay que ofrecer regalos gratis que sea para quien realmente lo necesite y con orden y concierto y sabiendo lo que hacemos y porque. Que la gente se mata igual para comprar langostinos que para que le regalen una muñeca pepona. No hay quien los entienda.

Anónimo dijo...

Se puede no malgastar el dinero del contribuyente, pero a lo que no hay derecho es hacer el rediculo con la cutre cabalgata que la SEÑORA ALCALDESA monto.TOTALMENTE INACEPTABLE.