20 de septiembre de 2007

Lustre y desgaste

Las políticas de lustre y desgaste suelen dar pocos resultados. Especialmente cuando se recurre a argumentos manidos y faltos de criterio. Abrazar farolas o dar estopa de forma indiscriminida no hace sino enrocarse en sus posiciones a unos y otros, pero no dan pie a que el resto pueda posicionarse. Además resta mucha credibilidad. Digo esto porque según a quién escuches acerca de la polémica de la Junta Local Fallera, lo único que puedes entender es que sea afín al PP o al PSOE.

Como desconozco bastante el mundo de las fallas, pues sólo soy un simple simpatizante de la fiesta, no puede entrar a juzgar las decisiones de la alcaldesa sobre el cese del vicepresidente o de la dimisión en bloque del resto de la JLF. Desde fuera, yo pensaba que la Junta Local Fallera era un organismo autónomo, independiente y sin ánimo de lucro. Y que funcionaba del mismo modo que la JCHHSS o la Federación de Moros y Cristianos. A cada comisión un representate (o dos) y entre todos a elegir al presidente.

Parece ser-corregidme si me equivoco- que en la JLF el Ayuntamiento sí que tiene poder y es el que finalmente nombra al vicepresidente, puesto que la presidencia la ostenta el alcalde. Según me han contado, de nuevo insisto en mi supina ignorancia en el tema, es el vicepresidente de la JLF quien elige a la directiva a su discreción. Y , según me explica un amigo, algo que me ha sorprendido y que pongo en duda hasta que alguien me lo confirme y me lo explique, el vicepresidente de la JLF tiene una asignación económica del Ayuntamiento. Cuestión, ésta, que me tiene perplejo si es que de verdad es cierta. (nota:Me aclara Encarna Redón que este punto no es cierto y que no tiene ninguna asignación económica. Conste que esta información me la pasó un fallero, que, por cierto ha sido miembro de directiva de falla durante muchos años)

En ese caso, siendo el anterior vicepresidente nombrado por el alcalde y siendo potestad de la nueva alcaldesa, el poder cesarlo, ¿a qué tanta polémica?. ¿por las fechas? Estoy seguro que los que critican la decisión no la habrían compartido en ningún caso: ahora porque están a punto de elegir a las falleras, después porque las acaban de elegir, en año nuevo porque están a punto de comenzar las fallas y si llega a ser en verano porque "aún no han tomado posesión y ya están cambiando". Es decir, la crítica nacería viciada de por sí: Política de desgaste.
En otro orden de cosas, ¿a qué obedece la dimisión en bloque de la directiva? ¿ a un criterio de corresponsabilidad (cesan a mi vicepresidente que me ha nombrado, pues yo también me voy)? ¿o a un criterio de inconformidad con el cese? Podemos suponer que es el primer caso: Política de desgaste.

En conclusión: El cese del vicepresidente no hace sino alegrar a los del PP y enfadar a los del PSOE. Unos darán lustre a la decisión y otros harán política de desgaste. Pero, en definitiva, nos quedaremos todos igual que antes.

P.D. Si alguien puede aclararme algunas cuestiones sobre este tema, le agradezco de antemano que lo haga en los comentarios. Muchas gracias.

10 comentarios:

Anónimo dijo...

Tienes toda la razon, ha comenzado una guerra de desprestigio entre unos y otros. El equipo de gobierno ha empezado a lanzar basura sobre JLF, como lo del sueldo del Vicepresidente que es completamente falso por que nunca lo ha tenido o como que hay mucho gasto en hostelería, pero ese gasto es normal solo con la cena de proclamacion en el que el ayuntamiento debera invitar a numerosos compromisos ya me diras a cuanto asciende y la carpa son gastos que conlleva cualquier fiesta por que a la carpa fueron e iran todos los azules y los rojos. Creo que desde el mundo fallero el unico pero de la decision de la Alcaldesa es que ha generado un problema a las comisiones donde no lo habia y ahora la solucion la tenemos que poner los falleros, que bastante tenemos con llevar adelante nuestras fallas.
Por que eso de cesar al vicepresidente y decir que pongan las fallas a quien quieran, es una tonteria. Las fallas habian elegido a Ricardo y la alcaldía lo habia ratificado, y esta alcaldesa dijo en una reunion de presidente que hasta el ejercicio que viene iba a haber continuidad no lo entiendo.

Encarna Redon dijo...

Con respecto a lo del sueldo del vicepresidente 1º. No cobra di un Eruro, como en cualquier asociación. Con respecto a lo demás nadie dice que no lo destituya, sino como lo ha hecho. Ha sido una tarea altruista y por ello merece un respeto y un mínimo de buen trato final. A veces me da la sensación que cuando leemos no lo entendemos. En las ocasiones que yo, socialista pero además fallera de toda la vida junto a mi familia he explicado los motivos de no estar de acuerdo con la decisión de la Alcaldesa, no he dicho nunca que no pueda hacerlo, sino que sus formas de actuar menosprecian al colectivo fallero y a las personas que de manera altruista han trabajado por las fallas de esta ciudad.
Además creo que los presidentes de comisiones proponen y el/la Alcalde/sa ratifica.

Arturo García dijo...

Me aclara Encarna Redón que eel tema del sueldo no es cierto y que no tiene ninguna asignación económica. Conste que esta información me la pasó un fallero, que, por cierto ha sido miembro de directiva de falla durante muchos años
Por cierto, Encarna, respeto muchísimo tus puntos de vista, que, lógicamente no son en ocasiones los del Ayuntamiento actual. Pero a lo que me refiero es que la labor de oposición (del ayuntamiento, de la generalitat o del gobierno de la nación) conlleva una política de desgaste que, a mi juicio, no siempre es positiva, porque acaba cansando a la gente.
Por otra parte me gustaría saber dónde está escrito o quién ha dicho que el equipo de gobierno del ayuntamiento haya abierto la boca acerca de la gestión de la anterior JLF o su vicepresidente, de sus gastos o cenas.

José Antonio dijo...

Estimado Arturo, aunque existe una distancia considerable respecto a nuestras posiciones ideológicas y políticas, me gustaría comentarte que a veces resulta un autentico lujo poder leerte, sigo tu blog desde que lo publicaste, y lo cierto es que considero que es bastante bueno.
En referencia a las cuestiones que planteas en tu articulo, si no estoy mal informado, me parece que el Vice-Pte no tiene una asignación económica establecida, como el resto de miembros de la Junta Local tan solo les mueve el trabajar de forma desinteresada por las fallas de Torrent.
En cuanto al desgaste político, decirte que en el caso de que el mismo exista, parte del error por parte del nuevo equipo de gobierno de situar a las fallas en el ámbito de la política, pues hasta este momento la relación entre el Consistorio-Junta Local Fallera se limitaba a un plano más institucional y de representatividad que otra cosa, como bien dices era un “ente” bastante autónomo , porque como no puede ser de otra manera, en el mismo conviven “sensibilidades” muy diversas, sin que prevalezca en ningún caso, una mayoritaria por imposición alguna, quien sabe si a partir de estos momentos dichas circunstancias pueden cambiar, estaremos expectantes a como se desarrollan los acontecimientos.
Un abrazo.

Arturo García dijo...

Muchas gracias, José Antonio, por tu comentario, ya he anotado en el post lo que me ha contado Encarna Redón acerca de la asignación económica. Sólo insisto en que esta información me la contaba un amigo que ha estado en la directiva de una falla y en la Junta local. Ignoro por qué me lo dijo. Por cierto, que esta persona no pertenece a ningún partido político y me consta que no vota al PP.
Pero no nos quedemos con los detalles, el motivo de mi reflexión, a partir de la anécdota de la JLF, es comprobar cómo se puede volver la política local un arma arrojadiza si nos instalamos en posiciones predeterminadas. Lo de dar lustre y desgaste iba por ahí. Que se tomen las medidas que se tomen, habrá gente que siempre aplaudirá la gestión del Ayto. y gente que la criticará, sin tener en cuenta nada más que las siglas (El PP todo lo hace bien y el PSOE todo mal y al revés). Y que me da la impresión, y ahí supongo que es donde discreparemos tú y yo, que la oposición está librando la batalla del desgaste, de una forma, a mi juicio, atropellada, como si le fuera la vida en ello.
Imagina, querido José Antonio, después de lo que cayó en elecciones, que alguien comenzara a insultar a Bresó o a Yago en público utilizando para ello tribunas públicas. Hace tiempo que se hubiera solicitado al ayuntamiento que reprobara esas actitudes, ¿sabes de quién te hablo, verdad? Hacerle el seguidismo o bailarle el agua a esta persona evidencia que aún no hemos sabido instalarnos en nuestro sitio, en el que el pueblo ha decidido que nos situemos, para bien o para mal, los próximos cuatro años. Para mí, eso, y no la crítica constructiva dentro de mis propios planteamientos políticos, es la política del desgaste, que creo que no dará ningún fruto.
Debo decirte que yo también te leo y que siempre me parece que tienes una elegancia exquisita para tratar los temas locales. Un abrazo.

Delincuente Fallero dijo...

Querido Arturo:

Antes que nada, dejar bien claro que el trabajo y la dedicación por parte de Ricardo y de la junta directiva siempre ha sido por la cara, es decir todo el tiempo que han dedicado a trabajar por las fallas ha sido de manera altruista, totalmente falso que tuviesen un sueldo.

En cuanto a la forma de elegir al vicepresidente, lo dejé muy claro en mi penúltimo post. El reglamento fallero en vigor no deja del todo claro la forma de elección del Vicepresidente 1º ejecutivo de JLF, en dicho reglamento indica que la asamblea de presidentes debe proponer a alcaldía una terna para que este elija. No deja claro si se debe hacer así cada ejercicio, por lo que siendo alcalde Jesús Ros tras la dimisión de Salvador Company como vicepresidente de JLF se convocaron elecciones para el cargo de Vicepresidente de JLF. Jesús Ros dijo en aquella ocasión, hace 8 años, ratificaría a quien los presidentes de falla eligieran, y así fue, sino recuerdo mal, inicialmente se presentaron 3 candidatos, aunque finalmente fuero 2, Ricardo Meseguer y Enrique Chust, siendo elegido por los presidentes Ricardo Meseguer.

En esa época se había convocado el II congreso local fallero para modificar el reglamento y precisamente uno de los puntos que se quería dejar claro por parte de los congresistas era la forma de elección del vicepresidente de JLF y la duración de su mandato, dicho reglamento, por motivos que desconozco quedo olvidado en el limbo, pese a que fue aprobado por el II Congreso Local Fallero, y el pleno del ayuntamiento, pero nunca entró en vigor.

El transcurso de los ejercicios, nunca se planteó una alternativa a la Vicepresidencia en principio por que la labor no debe ser de un año sino un proyecto a más largo tiempo y así lo entendían los falleros, y ya en los últimos ejercicios por la confianza de la alcaldía y la concejala hacia Ricardo Meseguer. Por supuesto que en el mundo fallero existían voces discordantes hacia la gestión fallera de Ricardo, pero en ningún momento tuvieron o tuvimos (me incluyo yo mismo entre ellos) la valentía de asumir la responsabilidad de dirigir las fallas de Torrent, 1.- por el marrón y dedicación que supone, 2.- por la plena confianza de la cual gozaba Ricardo del anterior equipo de gobierno.
Matizo el punto 2.-
Por definición en el Reglamento Fallero en vigor y también así consta en el nuevo, la JLF es un Organismo Autónomo Local (es decir como lo es L’Auditori o la FDM) aunque realmente nunca se constituyo como tal con la entrada en vigor de la nueva ley, por lo tanto el presupuesto de JLF depende del Ayuntamiento, tanto que según también consta en el reglamento, el máximo órgano de decisión fallera que es la Asamblea General de la JLF (popularmente conocida como Asamblea de Presidentes) no tiene ningún derecho a cuestionar o decidir, sobre la gestión económica de la misma, en ese aspecto, JLF solo tiene que presentar cuentas al Ayuntamiento. Aquí erradica la gran diferencia entre las Fallas, y los Moros y Cristianos o la Semana Santa. Por lo tanto la “importancia” de tener la confianza municipal, que si le sumas las pocas ganas de “arrimarse al toro” por parte de las voces discordantes hacia que el cargo fuese nombrado por la alcaldía y ratificado por los presidentes de falla en la asamblea general de la JLF.

La directiva de la Junta Local se debe formar con los delegados que las comisiones envían para ello, pudiendo reclamar ocasionalmente por parte del vicepresidente a quien el estime oportuno, aunque para ello creo (no tengo el reglamento a mano) tiene unos limites. Lo que ocurre es que cada vicepresidente intenta confeccionar una directiva próxima a el, por lo que las comisiones envían a estas personas. Eso lleva que se realice una directiva de JLF muy homogénea a la hora de trabajar, no teniendo cabida en la misma en muchas ocasiones aquellas personas que pueden pensar de manera diferente.

Una vez que creo que te puedo haber aclarado algo más (José Antonio corrígeme si he dicho algo que no es correcto) dejar claro, ya que la gestión fallera corresponde valorarla a la asamblea de presidentes (único punto que no tiene potestad el ayuntamiento) y la gestión económica corresponde al ayuntamiento (por ello debe contar con la confianza de la alcaldía), que no se puede poner en duda el trabajo y la dedicación de la anterior Junta Local Fallera y más cuando ya han dejado claro que no tenían “sueldo”.

Mi opinión la deje ya hace unos días, extrayendo mis propias conclusiones, una de ellas era el uso político de los unos y los otros, que salpicaría y afectaría al mundo fallero cosa que creo que no debe pasar.

Es inevitable que la política afecte a las fallas, ya que JLF es un Ente municipal, a lo que nunca debe llegar es a la actividad fallera, al día a día.

Anónimo dijo...

lo de los gastos de hosteleria y la carpa fueron motivos que adujo la alcaldesa para el cese de Ricardo a los presidentes en la ultima reunion que mantuvieron. Y lo del sueldo es un rumor interesado que se ha extendido por Torrent y que perjudiqca la imagen de Ricardo por lo que los origenes yo los tengo clarisimos.

Anónimo dijo...

La gestión de Meseguer ha sido muy controvertida gracias a su militancia política. Su cese nos ha parecido muy bien a algunos falleros que no estabamos de aucerdo con que el hiciera gala de su socialismo, cuando a el lo eligieron los falleros para dirigir la junta local y no para hacer meritos en el psoe.

un fallero de torrent

Anónimo dijo...

La hipocresía no tiene límites argumentar que algunos falleros estaban hartos de que Meseguer hiciese gala de su socialismo, es cuanto menos de todo menos cierto, no todo vale para desprestigiar a Ricardo y su junta. El echo de que Meseguer tenga una ideología "como cualquiera de nosotros", no significa que en ningún momento hiciera uso de su cargo para beneficiar al PSOE, y quien acusa que lo demuestre. Seguramente los comentarios que aluden esa posibilidad no les exime en absoluto de ser partidistas hacia el Pp, por tanto, se les debería caer la cara de vergüenza a algunos por condenar a las personas con juicios de valor calificables no menos que de temerarios. Una cosa está clara que pongan a quién pongan como vicepresidente 1º de JLF, será elegido democráticamente al igual que las últimas actuaciones de nuestro equipo de Gobierno...No cabe la menor duda que en pocos días hablaremos de la inclinación política de la persona elegida que dicho sea de paso quizás sea apolítica del PP...

Anónimo dijo...

Vamos a ver. Cualquiera que conozca el mundo de las fallas en Torrent sabe que el mandato de Meseger ha sido polemico por que ha habdio algun problema en el tema economico, vamos a decirlo asi. Ser hipocritas es decir que se lo ha cargado la alcadldesa por ser socialista. Ser sincero es decir que se lo han cargado por no confiar en el. hasta el lo decía que s elo iban a cargar y lo comprendia.
Pero tambien es verdad que en la junta nadie quiere ser presidetne y que todos se escaquean, asi que el era el unico que tenia el valor de presentarse y dirigirlo.Mejor o peor pero el unico valiente.
A mi me parece bien que lo hayan hechado. haber si ahora los falleros se espabilan un poco.